1. Home
  2. /
  3. Transparencia
  4. /
  5. Hablamos del agua: La agricultura en tiempos de sequía

Hablamos del agua: La agricultura en tiempos de sequía


En muchos países europeos, este verano ha sido uno de los más calurosos de los que se tiene constancia y, por supuesto, la sequía también ha tenido un grave impacto en las actividades agrícolas. Como muchos de nuestros clientes nos han preguntado sobre cómo ha afectado esta situación a los agricultores de CrowdFarming, y especialmente a los del movimiento Tropiterranean , hemos pensado en hacer un pequeño preguntas y respuestas para vosotros.

  • ¿Cuáles son las diferentes prácticas para limitar el uso del agua en el cultivo de frutas (tropicales)?

Las prácticas de gestión del agua para los cultivos tropicales aquí en Europa son las mismas que para otros cultivos. Los cultivos de frutas tropicales no tienen limitaciones especiales en el uso del agua, al igual que otros cultivos. En España -donde se cultivan casi todas las frutas tropicales europeas (aunque tenemos algunos agricultores tropicales en Italia)- el agua para el riego se asigna por hectárea de cultivo, independientemente del tipo de producto que el agricultor decida cultivar. Los agricultores conscientes de los recursos, como los pertenecientes al movimiento Tropiterranean, optimizan el uso del agua con modernos y eficientes sistemas de goteo, pero también cubriendo el suelo con residuos de poda (en lugar de dejarlo desnudo y expuesto al sol). Muchos de nuestros agricultores utilizan también sensores que les avisan de cuándo y cuánto tienen que regar cada parte de sus tierras.  Hay una tendencia creciente hacia la tecnología para facilitar el seguimiento de los cultivos y la gestión de los recursos que está ayudando al sector agrícola en su conjunto a ser más eficiente. 

Otra de las claves es cultivar diferentes variedades más adaptadas a ciertas condiciones que otras. Por eso, si un año ha sido especialmente seco, podemos no tener una variedad concreta de una fruta, o tener mucha menos cantidad de la habitual. Este fue el caso del mango Sensation este año, por ejemplo, ya que al no llover lo suficiente los árboles acabaron desprendiéndose de sus frutos.

Riego por goteo



  • ¿De dónde procede el agua que utilizan nuestros agricultores?

Muchos de nuestros agricultores españoles tienen sus propios depósitos de agua de lluvia, pero suelen pertenecer también a una comunidad de regantes, “una corporación de derecho público adscrita a la Confederación Hidrográfica (organismo público encargado de la gestión del agua en las demarcaciones hidrográficas) que debe ser creada por los usuarios del agua y otros bienes del dominio público hidráulico de la misma captación o concesión”.1

Estas comunidades garantizan un reparto equitativo de los recursos hídricos disponibles en una zona determinada para el riego, asignando una cantidad específica de metros cúbicos por hectárea de tierra productiva. La cifra exacta es variable y depende de las condiciones climáticas, si hay sequía es una cantidad menor que si ha llovido mucho. 

Los recursos hídricos utilizados por los agricultores pueden proceder de tres fuentes principales: embalses, pozos y agua de lluvia. También puede provenir de plantas desalinizadoras (se va a construir una en la zona de la Axarquía, en el sur de España, donde se cultivan muchas frutas tropicales) y de aguas urbanas regeneradas, es decir, del “reciclaje” del agua. 

El agua que se distribuye a través de las mencionadas comunidades de regantes puede proceder de pozos o de ríos. El pozo puede ser comunitario, lo que significa que el agua se distribuye entre los regantes.

Agua de lluvia recogida en una finca


  • ¿Qué proporción aproximada del agua utilizada procede del agua reutilizada?


Esto varía de un país a otro y de una región a otra. Hasta ahora, es una práctica que aún no se ha implantado en la mayoría de las zonas. En Andalucía, donde se concentra la mayor parte de nuestros agricultores “Tropiterranean”, las instalaciones de tratamiento de aguas residuales existentes actualmente proporcionan aproximadamente 30 hm³ de agua regenerada. El gobierno local pretende aumentar esta cifra a 120 hm³ en el futuro, ya que la región está dispuesta a invertir cada vez más en esta forma de obtención de agua.2


  • ¿Cómo funciona la asignación de agua en España (especialmente en el sur de España)? ¿Cómo se regula?


La extracción de agua del subsuelo está controlada por la confederación hidrográfica de cada cuenca y cada agricultor tiene un contador de agua en su pozo que controla la cantidad extraída. El agua procedente de la comunidad de regantes también tiene un contador. El suministro de agua de las comunidades de regantes no es infinito: hay un límite claro y, una vez alcanzado, se quedan sin agua.


  • ¿Cuál es la visión a corto, medio y largo plazo del uso del agua en los cultivos tropicales (europeos)?


En general, los agricultores de cultivos tropicales siguen la misma visión que para el resto de los cultivos: optimizar los recursos existentes aplicando innovaciones tecnológicas, técnicas naturales e infiltrando el agua en el suelo lo más directamente posible. Nuestros agricultores también intentan utilizar agua de otras fuentes, como el agua de lluvia recogida y el agua urbana reciclada, siempre que sea posible. Por supuesto, los periodos prolongados de sequía son un factor que está muy presente en la mente de nuestros agricultores y que causa preocupación por el futuro. En un sentido más amplio, el esfuerzo colectivo para evitar un mayor aumento de las temperaturas es vital para la producción de alimentos, ya que son muy pocos los que no requieren riego. “Con un calentamiento global de 3 °C, las sequías se producirían con el doble de frecuencia”. 3


Una medida que ayudaría mucho en términos de cantidad y calidad del agua es impulsar la agricultura orgánica y regenerativa. Aumentar los niveles de humus de nuestros suelos, por ejemplo, reduciría el uso de agua porque esos suelos pueden absorberla mejor y a mayor profundidad. Los pesticidas y fertilizantes sintéticos, además de reducir la capacidad del suelo para absorber el agua, también contaminan el agua y, por tanto, nuestras aguas subterráneas. 3


También es importante concienciar tanto a los consumidores como a los productores de que nuestros recursos -el agua y otros- son finitos y que las actividades agrícolas deben llevarse a cabo con consideración. 


  • Las sequías aumentan y los recursos hídricos disminuyen en todas las zonas geográficas. ¿Cómo podemos hablar de cultivo sostenible si a largo plazo ya no será posible regar los cultivos tropicales?

Cuando hay una sequía, todos los cultivos pueden volverse insostenibles. Los cultivos tropicales son los que más se acusan de utilizar mucha agua, aunque esto no es necesariamente así. En la Unión Europea, el trigo es, con diferencia, el mayor consumidor de agua. 4  Otro cultivo que consume mucha agua es el arroz. “De media, los cereales consumen el 31% del uso total de agua de los cultivos dentro de la UE” y tienen un rendimiento relativamente bajo en comparación con las frutas y verduras, cuyos cultivos tienen un mayor rendimiento utilizando menos agua. 4

El uso del agua también depende mucho de la zona concreta, incluso en regiones notoriamente secas como el sur de España. En la zona de Granada, por ejemplo, nunca ha faltado agua debido a su Sierra Nevada. En las regiones mediterráneas en general, las sequías son recurrentes y este año ha sido especialmente intenso: La última vez que el agua de los embalses fue tan baja fue en 1995. Sin embargo, el lado positivo fue que esta intensa sequía de 1995 creó mucha conciencia sobre la escasez de agua y dio un impulso al ahorro de agua. En aquella época los sistemas de riego por goteo no eran habituales, y ahora es impensable que una explotación de frutas tropicales (o cualquier otro cultivo como cítricos, olivos…) no utilice este sistema de riego. A medida que las sequías son más frecuentes y más intensas, se buscan y encuentran más soluciones para paliar la situación.

Un campo sufriendo de sequía



  • ¿Cómo está afectando la sequía a los agricultores de España y otros países europeos?

Debido a la prolongada sequía de este año, las cosechas son menos abundantes y los frutos son más pequeños. Esto afecta negativamente a los ingresos de los agricultores en un momento en que tienen que invertir más en la mejora de sus sistemas de riego. 

  • ¿Qué alimentos son los que más agua consumen? 

Si consideramos el sector agrícola en general, la ganadería es mucho más consumidora de agua que los productos agrícolas. “Por tonelada de producto, los productos animales suelen tener una mayor huella hídrica que los productos agrícolas”; 5 y : “La huella hídrica media por caloría de la carne de vacuno es veinte veces mayor que la de los cereales” 6. En cuanto al uso global de agua para la producción de alimentos, la carne de vacuno es el claro número uno, con más de 15.000 litros (¡!) por kilo, seguida de los frutos secos, con 900 litros por kilo, la carne de ovino y caprino, la carne de pollo, los huevos, los cereales y la leche. Las frutas y hortalizas ocupan el último lugar de la lista. 7


Se trata, por supuesto, de una visión general que representa el consumo medio mundial de agua por grupo de alimentos. Las cifras concretas varían mucho según el país de producción, pero también según los métodos de cultivo y el tipo de planta. Por ejemplo: Mientras que el consumo de agua de los cultivos de almendras en California, donde se produce el 80% de las almendras, ha alcanzado niveles preocupantes, una gran parte de la producción de almendras en España es de secano.8

  • ¿Cuánta agua necesita un árbol de mango/naranja/aguacate?

La media mundial de consumo de agua de un árbol de mango es de 1.600 litros por kilo, mientras que en España, y concretamente en el movimiento Tropiterranean, es de aproximadamente 250-300 litros por kilo. Los naranjos de la finca de nuestro fundador, Naranjas del Carmen, requieren unos 90 litros por kilo de fruta, mientras que la media mundial es de 460 litros. La media española de consumo de agua por kilo de cítricos depende en gran medida de las prácticas de riego, los métodos de cultivo y la región, por lo que oscila entre 200 y 400 litros.9


En el caso de los aguacates, la media mundial es de unos 2.000 litros por kilo y la española de sólo 700 litros por kilo. Sin embargo, los agricultores de CrowdFarming han conseguido reducir el uso de agua para sus cultivos de aguacate a unos 400 litros por kilo mediante el uso de métodos de agricultura sostenible, lo que es menos que la media de agua necesaria para un kilo de manzanas de cultivo convencional (= 700 litros).

Se puede decir, por tanto, que la producción mundial de aguacate, incluida la española, es un cultivo muy intensivo en agua, lo que resulta innegablemente problemático. Además de seguir el ejemplo de los agricultores Tropiterranean, cuyos esfuerzos han reducido significativamente su consumo de agua, también deberíamos considerar la posibilidad de reducir nuestro consumo global de frutas como el aguacate y no tratarlo necesariamente como una parte diaria de nuestra ingesta de alimentos. ¿Realmente necesitamos tener aguacates disponibles los 365 días del año? Dicho esto, se puede argumentar que el aguacate “compensa” específicamente a través de su factor nutricional, que reduce la cantidad que necesitaríamos consumir en términos de ingesta de calorías en comparación con otras frutas menos nutritivas, por ejemplo.




  • ¿Qué % del agua consumida se dedica al riego (si se puede especificar – riego de frutas tropicales) (a nivel europeo y a nivel español)?


La cantidad de agua que se utiliza en la agricultura depende en gran medida de la cantidad de precipitaciones y, por tanto, puede variar mucho de un año a otro y de un país a otro. En la Unión Europea, el sector agrícola es responsable de aproximadamente el 24% de la extracción de agua3, mientras que en todo el mundo la agricultura representa alrededor del 70% de toda el agua dulce disponible. En un país seco y caluroso como España, la industria agrícola utiliza el 79% de los recursos hídricos. 10 En Alemania, el sector agrícola solo representó menos del 6,5% del uso de agua dulce, mientras que el sector industrial representó alrededor del 80% en 2019.11


Esperamos que esto haya resuelto cualquier duda que pudiera tener sobre el consumo de agua de nuestros agricultores. Como habrás podido comprobar al leer este artículo, se trata de un tema increíblemente complejo y difícil de precisar y ofrecer datos válidos, ya que son muchos los factores que entran en juego y porque cada año es diferente. 

Si deseas saber más sobre el uso del agua en los cultivos tropicales europeos, haz clic aquí.

Emmeline es experta en comunicación, vocación que ha estado ejerciendo durante más de 8 años en el sector agroalimentario. Esta nueva podcaster es una gran aficionada a la comida, una preocupada por el cambio climático (aspirante a guerrera) y le gusta una buena discusión casi tanto como los perros.

Escucha nuestro podcast

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

CrowdGiving: alimentos frescos y ecológicos para todos

Desde la crisis del Coronavirus y el aumento de la precariedad en Europa, la ayuda alimentaria se ha convertido en un verdadero problema para la sociedad. Según Eurostat, el 7%...

12 de mayo de 2022

Transparencia económica

Detrás de cada proyecto de CrowdFarming hay un productor o una agrupación de productores que lo hacen posible. ¿Cuánto ganan los productores? ¿Cuánto gana CrowdFarming? ¿Qué servicios y garantías ofrecen?...

22 de abril de 2022

Carta de agradecimiento a la cosecha 2021

Recordaremos el 2021 por haber alcanzado varias metas que nos costaba imaginar cuando empezamos esta aventura. Por primera vez en nuestra historia hemos alcanzado números que son más que números....

18 de enero de 2022

This site is registered on wpml.org as a development site.