calabazas Bioland ecológicas
Sönkes Süßkartoffeln

calabazas Bioland ecológicas

El Farmer no envía (de momento) al país seleccionado:  Estados Unidos
Ver otros proyectos
Información
Historia
El proyecto

Adopta 5m² de un campo de calabaza de "Sönkes Süßkartoffeln" en Bienenbüttel Ortsteil Rieste (Alemania) y recibe tu cosecha a domicilio en forma de calabazas Bioland ecológicas. Sönke cuidará de tu adopción y le sacará una foto cada temporada. Desde tu zona privada podrás descargarte un certificado de adopción y, si quieres, planificar una visita a la finca. No hay compromiso de permanencia: una vez que recibas el producto y si te gusta la experiencia, podrás decidir si renuevas tu adopción.

seal icon
Guardián del medioambiente
seal icon
Farmer 360
seal icon
Sin plásticos
seal icon
Ecológico
seal icon
Joven Farmer
seal icon
Farm familiar
seal icon
Acepta visitas
¿Qué adoptas?

Adoptas 5m² de un campo de calabaza de nuestra finca en Bienenbüttel Ortsteil Rieste (Alemania) . Cultivo certificado bajo la normativa de Agricultura Ecológica de la Unión Europea desde 2017. En tus 5m² de campo hay de 3 a 4 plantas de calabaza de la variedad «Solor» de las que podemos cosechar unos 8kg de hokkaido para ti. Desde 2020, también cultivamos calabazas en nuestros campos junto a las batatas y otros cultivos herbáceos; nos quedó claro enseguida que son los compañeros perfectos. Muchas de nuestras máquinas pueden utilizarse también para el cultivo de calabazas tras una breve conversión, y además su almacenaje es perfectamente compatible. Además, las calabazas y los boniatos también forman un equipo genial en la cocina por sus numerosos y valiosos nutrientes. Por estas razones, hemos terminado de integrar la calabaza en nuestra rotación de cultivos en 2021 y nos alegramos de poderos ofrecer a los CrowdFarmers este año paquetes de calabazas ecológicas alemanas. Para su cultivo, hemos elegido principalmente las dos variedades más populares: hokkaido y butternut. En CrowdFarming, empezamos con la variedad hokkaido. La calabaza redonda hokkaido, que probablemente sea originaria de Japón, es desde hace años una de las variedades más populares en Alemania. Una ventaja particular de esta variedad es que la piel de color naranja brillante se ablanda durante la cocción y, por tanto, puede comerse sin complicaciones. El sabor típico es dulce y fuerte. *¿Qué es el ciclo de cultivo? * A finales de mayo, los semillas se siembran individualmente en el suelo a 3 cm de profundidad. Cada planta de calabaza tiene 0,75 m² de espacio en nuestro campo. Al sembrar, nos aseguramos de que haya una buena distancia de 1,50 m entre las filas de siembra. Parece mucho, pero la planta necesita espacio y, tras la germinación, forma rápidamente grandes hojas y zarcillos. En climas cálidos, los primeros cotiledones tardan entre 7 y 10 días en asomar por la tierra. A partir de ese momento, tenemos que apresurarnos a realizar un control mecánico y específico de las malas hierbas y un mantenimiento del campo. En función de la cantidad de malas hierbas, recorremos el campo con la rastra en la fase inicial de la planta para derramar o arrancarlas. Funciona como un rastrillo ligero. Antes de que el campo esté completamente cubierto por las plantas de calabaza, pasamos la azada. Las rejas puntiagudas cortan las malas hierbas más grandes del suelo entre las hileras de calabazas. De este modo, las calabazas tienen suficiente espacio para crecer, no reciben sombra de otras plantas ni tienen que competir por los nutrientes. A principios de julio, se forman hermosas y grandes flores amarillas en las plantas de calabaza. A los abejorros les gusta especialmente volar hacia las flores grandes y cubrirse de su abundante polen. Tras un breve período de floración, la flor se cierra de nuevo y forma finalmente el fruto de la calabaza bajo su base. Si el verano es muy seco, abastecemos a las calabazas con el agua de nuestro pozo por aspersión. Es importante para poder cosechar frutos suficientemente grandes. A finales de septiembre, llega el momento de la recolección. La planta muere de forma natural y se marchita. Cosechamos las calabazas a mano en cajas de madera. Aquí tenemos mucho cuidado para que las calabazas que se encuentren más abajo no sufran ningún golpe. Después, llevamos a cabo nuestro control de calidad: las calabazas se lavan y preparan para su envío. Las calabazas se conservan durante tres meses a una temperatura de entre 12 y 14 °C en una habitación oscura y seca. Un campo de calabaza produce una media de 32kg de calabazas Bioland ecológicas cada temporada. No hace falta que te comprometas al consumo de toda la cosecha. Cada temporada puedes decidir qué cantidad reservar y pagar el mantenimiento en función de la cantidad que reserves. Así tú sólo pagas por lo que consumes y nosotros podemos planificarnos y vender a otras personas la cantidad que no quieras. *¿Quieres saber más sobre la calabaza?* Las calabazas son una de las plantas cultivadas más antiguas de la humanidad. En Europa, se dice que se cultivan desde el siglo XVI. Existe una gran variedad de formas y colores y se dice que hay más de 850 variedades diferentes. Las calabazas son bajas en calorías, y se consideran unas compañeras saludables en la cocina y una auténtica bomba nutricional por sus numerosos ingredientes saludables, como los antioxidantes, los carotenoides, el hierro y el calcio.

¿Qué recibes?

Durante la temporada podrás ir recibiendo la cantidad de cosecha que reserves en el momento de la adopción. Puedes recibir un mínimo de 1 cajas, que podrás ampliar hasta 4 cajas según tus necesidades Formato de envío: __8kg de calabazas Bioland ecológicas__ (sueltas en una caja) __Tu cosecha:__ Recibirás aproximadamente 8 kg de hokkaido de Bioland a granel en un paquete con material de relleno reciclable y sin plástico. __Uso:__ La calabaza hokkaido adquiere en la cocción una textura aterciopelada, casi mantecosa, y es agradablemente dulce y aromática. Se puede utilizar de muchas maneras y es adecuada, por ejemplo, para usarla en el horno y en la sartén, en sopas o como ingrediente de repostería en bizcochos y pan. Se puede preparar tanto en dulce como en salado y se puede combinar perfectamente con nuestras batatas. Las calabazas pequeñas suelen ser más aromáticas. La calabaza hokkaido se puede comer con la cáscara sin ningún problema. __Almacenamiento:__ La cosecha se realiza a finales de septiembre y, si se almacenan en un lugar oscuro y seco, las calabazas se conservan bien durante varios meses.

¿Cuándo lo recibes?

Recogemos las calabazas a finales de septiembre. A continuación, las calabazas se lavan y se comprueba que cumplan nuestros elevados estándares de calidad. En octubre, se lleva a cabo la clasificación y el embalaje. Cuando los días se hagan más cortos y fríos, y te entre hambre de sopa de calabaza, te llegará a casa tu paquete de calabazas.

¿Por qué adoptar?
Conoce quién, cómo y dónde se producen tus alimentos. Adquiere tus alimentos de forma consciente, directa y consecuente.
Comprar sin intermediarios permite al productor obtener mejores precios. Esto ayuda a generar mejores trabajos y condiciones sociales en entornos rurales.
Cuando adoptas algo permites al productor que se asegure la venta a un precio cerrado y producir bajo demanda. Así se consigue, además, evitar el desperdicio de comida que se cultiva sin que tenga venta.
Apoya a los productores que se esfuerzan por un embalaje y unas prácticas de cultivo que respetan el medio ambiente.
vs: 0.25.1