Uvas de mesa de Finca Macabeo

2,00 kg/caja

Uvas de mesa de Finca Macabeo

2,00 kg/caja

Compra directamente al productor. Sin intermediarios.
Cosecha limitada y de temporada.
El Farmer no envía (de momento) al país seleccionado:  Estados Unidos
Selecciona el tamaño de tu caja
2 kg (No disponible)
2 kg (No disponible)
5 kg (No disponible)
Especificaciones
Contenido de la caja: 1 caja contiene 2kg de uvas de mesa
Variedad: Itumseventeen blanca y itumfifteen roja
Uva blanca sin semillas, granos ligeramente alargados de color verdoso, textura crujiente y sabor aromático
Uva sin semillas, de color rojo y granos grandes, textura crujiente y sabor moscatel
Ambas son variedades de uva crujientes, resistentes y poco sensibles a enfermedades
En la caja recibirás variedades según disponibilidad
Ideal para su consumo en fresco, al natural, y una manera fácil de tomar fruta en el postre o la merienda; también acompañar tus tablas de quesos, endulzar tus tartas o hacer una rica mermelada
Cultivo en conversión a agricultura ecológica desde 2020
Recolección bajo pedido, enviadas sin cera ni tratamientos de conservación de la piel, en una caja de cartón sin plásticos
No almacenamos la fruta en cámaras frigoríficas, la fruta va del árbol a tu casa
Conservando las uvas en la nevera, te pueden aguantar unos 10 días en buenas condiciones; podrán aguantar más si las conservas en un envase hermético y ve lavándolas según las vayas a consumir
Evita guardarlas cerca de alimentos con olores fuertes, como puerros o cebollas
seal icon
Guardián del medioambiente
seal icon
Farmer con experiencia
seal icon
En conversión a Ecológico
seal icon
Farm familiar
seal icon
Acepta visitas
Antonio García Vargas
Mi nombre es Antonio Garcia Vargas y pertenezco a la tercera generación de familia de agricultores. Desde que tengo memoria puedo decir que siempre he estado vinculado al campo y a la agricultura; he visto a mis abuelos trabajar la tierra, después a mis padres y ahora nos toca a nosotros, los hijos, seguir con este valioso oficio que llevamos haciendo en la familia desde siempre, pero ahora con la inquietud de hacer las cosas bien y mejorar. Cuando era más jóven, a la vez que en la finca familiar, trabajaba en alguna bodega de la zona, pues es uno de los principales sectores aquí en Jumilla. Sin embargo, poco a poco fui dándome cuenta que mi pasión era cultivar. Nuestro día a día se basa en intentar mejorar y hacer lo que nos gusta y motiva. Esto lo llevamos a la práctica en las “faenas” cotidianas de cada época; montarnos en un tractor y labrar, quitar la hierba cuando está demasiado alta, podar los árboles, revisar si hay plagas, realizar nuestro propio compost y aplicarlo, dar a conocer nuestro producto en ferias e incluso visitar otras fincas y aprender de otros agricultores. Somos varios los compañeros que formamos parte de este proyecto. Yo como propietario de la finca, además de pasar el día entre estas tareas junto con los demás compañeros de campo, intento coordinar el trabajo de campo con la dirección comercial, el ingeniero agrónomo y los puestos de oficina, tratando que todos rememos en una misma dirección. En definitiva, creemos que ofrecer nuestro proyecto en CrowdFarming es un nuevo reto que afrontar y que nos entusiasma ya que estamos deseando compartir compartir con vosotros un producto que hemos mimado tanto. Queremos que el consumidor final conozca cada paso que damos para cultivar la fruta fresca que reciba en casa, y que sepa en todo momento que estamos poniendo todo nuestro esfuerzo y dedicación en conseguir que tanto nuestra pera como nuestra uva que llegue a sus casas sea de la mejor calidad. Y sabemos que aquí lo vais a valorar.
Finca Macabeo
¿Conocéis la variedad de uva macabeo? Pues las viñas de esta variedad fueron las que dieron el nombre al terreno donde hoy cultivamos, Finca Macabeo. Antiguamente, cuando mi abuelo trabajaba esta tierra, tenía viña de esta variedad. Con el paso del tiempo, las cepas se arrancaron hace ya 20 años porque, al ser viejas y no adaptarse bien al terreno, el rendimiento era nulo. Tomaron entonces el relevo los perales, que se adaptan de forma única al clima y terreno de Jumilla. Recuerdo a mi abuelo cultivando esa pequeña finca en “ecológico” sin saberlo, pues aplicaba técnicas de agricultura muy tradicionales y que no distan mucho de lo que ahora conocemos como ecológico. Después la finca pasó a mi padre y gracias a eso crecí en contacto directo con la misma y con la agricultura, y decidí que era a lo que quería dedicarme. Tras esta primera finca fuimos avanzando poco a poco, primero arrendando parcelas cercanas y más tarde adquiriéndolas hasta llegar a las de 40 hectáreas con las que contamos hoy. La finca se sitúa en el sur de Jumilla, Murcia, concretamente en el Paraje “Cañada del Judio” y estamos rodeados de olivos en régimen biodinámico y viñedos en ecológico que se destinan a la producción de los magníficos vinos de Jumilla. Además, para volver un poco a los orígenes de lo que un día fue esta finca, decidí dedicar 5 hectáreas al cultivo de la uva en conversión a ecológico, eligiendo las variedades itumfifteen e itumseventeen. Se sitúan en una zona de Jumilla que se llama El Morrón, cuyo nombre es debido a un monte cercano muy peculiar que se caracteriza por estar formado de yeso cálcico y por sus formas irregulares. La localidad en la que está emplazada nuestra finca se sostiene en la agricultura gracias a la fama de los vinos y la Denominación de Origen Protegida Pera de Jumilla. Actualmente, se trata de la mayor zona productora de esta fruta a nivel nacional y europeo, con unas 932 ha destinadas a este cultivo. En este sentido, le debemos mucho al clima y suelo de la zona. Las horas de sol de nuestro clima mediterráneo, el contraste térmico entre el día y la noche y la tierra caliza de nuestros suelos son esenciales para el desarrollo óptimo y calidad en la pera y la uva. Sin embargo, nosotros apostamos por ir un paso más allá y decidimos cambiar nuestra forma de cultivar a una más natural y respetuosa con el medio ambiente aunque esto costase un mayor esfuerzo, dedicación y constancia. Al principio, cuando comenzamos a cultivar pera en ecológico en el año 2008 fue algo complicado, pues no había muchas fincas con agricultura ecológica que pudiésemos usar como referencia y menos en la zona. Además fue difícil encontrar el apoyo incluso de gente más cercana para poner en marcha el proyecto. Aún menos conocida era la agricultura biodinámica, con la que decidimos atrevernos en 2014. Por suerte, yo estaba bastante convencido de que sería un cambio ganador y, si algo en lo que siempre he creído es en la constancia. Es lo que me ha llevado a llegar hasta aquí, el punto en el que veo cómo cada una de las técnicas de agricultura ecológica que venimos aplicando durante años están dando sus frutos. Al ver que estos cambios eran realmente positivos, decidimos en 2020 aplicarlos en las parcelas de uva de mesa, en los que actualmente estamos en conversión a ecológico y biodinámico y esperamos finalizar dicha conversión en el próximo año 2023. En la Finca Macabeo cultivamos paraguayos, nectarinas, pera ercolina, uva de mesa y oliveras centenarias, dando a cada fruto el tiempo y la atención que necesitan, pues creemos que es justo esa la clave de un buen producto. El agua que utilizamos para regar en la Finca Macabeo proviene de los pozos de las comunidades de regantes. Mediante riego localizado por goteo, aplicamos alrededor de 4.500 litros por árbol en los perales y 6.000 litros por árbol en las vides, lo necesario según el marco de plantación. Somos conscientes de que nuestra finca se encuentra en una zona semidesértica, por lo que aprovechamos el agua al cien por cien. Intentamos siempre mejorar nuestras técnicas de agricultura y los proyectos de riego mediante colaboraciones con varias instituciones de investigación, como el CEBAS (Centro de Edafología y Biología Aplicada del Segura) o el IMIDA (Instituto Murciano de Investigación y Desarrollo Agrario y Medioambiental). Hablar de Finca Macabeo es hablar de una finca biodinámica en dónde dejamos crecer en la medida de lo posible la vegetación espontánea y damos mucho valor a aquellas que tienen flores. Hacemos una selección con la desbrozadora manual y ponemos especial cuidado a la hora de dejar las hierbas autóctonas con flores, que son las más interesantes para la alimentación de los insectos, y eliminamos las invasivas. Además, hemos plantado setos alrededor de toda nuestra finca para mejorar la biodiversidad. Hasta el momento, no empleamos grandes cantidades de energía en nuestra finca y es por ello que aún no hemos conseguido el poder generar y utilizar energía renovable, pero llevamos un tiempo con la idea en mente y trabajando para adaptarla a las necesidades de nuestra finca. Actualmente formamos parte de éste proyecto 12 trabajadores y estamos todos los días al pie del cañón, la gran mayoría llevan trabajando más de 10 años en nuestra finca. Colaboramos con mi hermano, quien nos ayuda a la hora de manipular y envasar la fruta. Nos parece esencial que haya un buen ambiente a la hora de trabajar, así como tratar de garantizar la compaginación laboral con situaciones personales y familiares, y un salario digno. Creo que esta es la clave para que el personal esté contento en su día a día en el trabajo que desempeñan. Nosotros somos uno más entre ellos. La fruta que enviamos que enviamos es siempre fruta fresca ecológica y de calidad. El destrío de nuestra cosecha lo aprovechamos para el ganado o para nuestra planta de compostaje, donde utilizamos los lixiviados de aguas residuales y los restos de poda que trituramos y dejamos compostar hasta tener el producto clave que aportamos a los suelos de nuestros cultivos.
Información técnica
Dirección
Finca Macabeo, Jumilla, ES
Altitud
500 m
Equipo
7 mujeres y 5 hombres
Dimensión
28 ha
Técnicas de cultivo
Agricultura ecológica y biodinámica
Sistema de riego
Riego por goteo
Preguntas frecuentes
¿Qué impacto genera mi compra?
¿Cómo viaja mi pedido?
¿Qué garantía de compra tengo?
¿Qué beneficios obtengo de comprar directamente del agricultor?
vs: 0.40.0_20220811_172534