1. Home
  2. /
  3. Agricultura Ecológica
  4. /
  5. ¿Salvando a las abejas cultivando almendras?

¿Salvando a las abejas cultivando almendras?

La almendra es el fruto seco más demandado y vendido en el mundo. Su uso ocupa desde el consumo en crudo, la elaboración de infinidad de recetas alimentarias, hasta su utilización en la fabricación de productos cosméticos. 

Se trata de un cultivo muy rústico, adaptado a zonas cálidas y es muy tolerante a la sequía. Estas características hacen del almendro una especie perfecta para el cultivo ecológico de secano, incluso en climas áridos. Sin embargo, la realidad de la producción a nivel mundial es muy distinta. 

California, la reina del cultivo industrial de almendras

Entre el 80% y el 90% de la producción mundial de almendra proviene de California. La extensión de cultivo es de alrededor de 450.000 hectáreas, produciendo cerca de 1.300 millones de kilos de almendra al año. El resto de la producción mundial de almendras se reparte entre España, Irán, Turquía y Australia, en este orden.

La mayoría de los cultivos de almendro californianos son producidos en esquema intensivo industrial, es decir, se planta en grandes monocultivos, utilizando grandes cantidades de agua para el regadío, así como millones de litros de fertilizantes y pesticidas. Este sistema de producción de tan gigantesca extensión es lo que convierte a la almendra,  en uno de los alimentos que más agua utilizan a nivel mundial, con un promedio de 16.000 litros por kilo de almendras, según los estudios realizados por GRACE Communications Foundation.  


Este sistema de producción trae grandes problemas, los cuales se agravan aún más con la crisis climática. Desde el vaciado y la contaminación de acuíferos, hasta la destrucción de cientos de especies de animales y plantas; predominando especialmente la gran pérdida de cientos de miles de abejas, que son utilizadas para la polinización de los almendros y que mueren al poco de entrar en contacto con los químicos que se utilizan. 

Pero es en el ejemplo del segundo productor mundial, España, donde encontramos un escenario muy diferente al californiano, ya que gran parte de los cultivos se encuentran en ecológico (libres de fertilizantes y pesticidas químicos) y en secano (sin riego).





España, escenario perfecto para las almendras eco-regenerativas

La mayor extensión de cultivo de almendro de España, y al mismo tiempo de Europa, se encuentra en el Altiplano Estepario del Sureste, en lo que denominamos Territorio AlVelAl. El 95 % de los cultivos no usan más agua que la que cae del cielo, que suele ser muy poca, y un 5% con riego de apoyo, es decir, 2 riegos anuales en las temporadas secas. 

La existencia de esta extensión de almendro fue lo que hizo de este territorio el perfecto para desarrollar un plan de restauración de ecosistemas, impulsado por Commonland Foundation y la Asociación AlVelAl. 

El plan está protagonizado por la agricultura regenerativa y sus productores, los cuales buscan transformar los monocultivos de almendros en ecosistemas productivos biodiversos, creando lo que se denominan “almendrehesas”. Este sistema basado en la dehesa combina los almendros con especies silvestres como las aromáticas e introduce el cordero segureño, especie autóctona perfectamente adaptada al ecosistema, que cumple el rol de manejar las cubiertas vegetales, reduciendo así la labranza y fertilizando los suelos. 

Estas fincas regenerativas están creando un ecosistema mosaico con corredores ecológicos que sirve como barrera natural contra la desertificación en el sureste de España. Configurando un plan de restauración de paisaje completo. 


Otra especie que se integra en este sistema agroforestal son las abejas, tanto la abeja melífera como otros polinizadores silvestres, que ya sea de manera indirecta, atraídas por las aromáticas y las flores de las cubiertas vegetales, o de manera directa, instalando colmenas entre las líneas de árboles, benefician a la polinización y viven felices con abundancia de alimento. Un escenario totalmente distinto al de las abejas en California, muy castigadas y en riesgo por la producción industrial. 

Repensando los sistemas de producción y consumo

Llegado el momento en el que nos encontramos, sumidos en una gran crisis ecológica donde los ecosistemas colapsan rápidamente a causa de la acción humana, es el momento de replantear nuestros sistemas de producción y de consumo. 

Debemos replantearnos si queremos apostar por más monocultivos o comenzar a crear ecosistemas productivos a través de la agricultura regenerativa, uniendo el mantenimiento y la regeneración natural con la producción. 

En cuanto al impacto medioambiental no hay comparación. Mientras un modelo tiene un impacto negativo en las reservas y la calidad del agua, en la biodiversidad y en el suelo; el modelo regenerativo no sólo cuida y mantiene el ecosistema, sino que puede llegar a regenerarlo por completo, imitando su lógica y sus procesos. 

En el modelo regenerativo la huella hídrica es nula o en los casos de riego de apoyo, mucho menor a la de los modelos intensivos. Contando también que la Agricultura Regenerativa se basa en la captura de CO2 y de agua en el terreno, creando un impacto positivo a nivel de emisiones y de recursos hídricos. 

Es en la cantidad y productividad donde el modelo intensivo despunta por encima del eco-regenerativo, pero ¿A qué precio? ¿Es realista ese ritmo de producción con respecto a los recursos naturales disponibles? 

Come y regenera: ayudando a restaurar un ecosistema a través de sus productos. 

Todas nosotras tenemos la capacidad de regenerar naturaleza, sociedad y economía apoyando el modelo regenerativo, al mismo tiempo que consumimos alimentos de calidad e impulsamos a los productores conscientes y comprometidos con su tierra. 

Ayuda a Santiaga y los demás productores de AlVelAl Foods a expandir el modelo regenerativo y regenerar el sureste de España.


Escucha nuestro podcast

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Cosas que hay que saber sobre el aceite de oliva

Sorprendentemente, aunque se ha convertido en un alimento básico en muchos hogares europeos, prevalecen bastantes mitos y conceptos erróneos en lo que se refiere al aceite de oliva. ¿Puedo freír...

16 de enero de 2023

¿Está amenazada nuestra seguridad alimentaria por la reducción de pesticidas?

Dentro de su marco "de la finca a la mesa", la UE pretende introducir una normativa para limitar el uso de plaguicidas químicos en un 50% de aquí a 2030,...

25 de noviembre de 2022

This site is registered on wpml.org as a development site.